Saltar al contenido

Definición de Tálamo – Qué es, Significado y Concepto

El tálamo es la parte del cerebro encargada de priorizar y retransmitir señales. Consiste en dos regiones iguales en forma de bulbo, ubicadas en la línea central del cerebro de manera simétrica. Es parte del sistema límbico, conocido por ser la región del cerebro normalmente asociada con las emociones.

El tálamo es mejor conocido por ser la estación de transmisión final de la información perceptiva, antes de que sea enviada a la corteza cerebral. También recibe información de diversas áreas del cerebro, incluyendo todos los sentidos excepto el olfato. Al mismo tiempo, es responsable de regular el control del movimiento corporal.

El aparato sensorial del cuerpo humano es capaz de registrar una cantidad enorme de información. De hecho, puede captar una cantidad de información mucho más grande que la que puede ser usada de forma práctica. En esta disyuntiva es donde entra el tálamo, que une una serie de mecanismos cuyo propósito final es destilar la información sensorial en una forma más fácil de interpretar y manejar por las otras secciones del cerebro. Para conseguirlo, el tálamo está relacionado de forma cercana e íntima con la corteza cerebral, con la que comparte una gran cantidad de conexiones.

Como el tálamo es el núcleo de una gran cantidad de información, a menudo se piensa en el como una de las partes más fundamentales del sistema nervioso. Además de interpretar información, también modula diversos mecanismos emocionales, mantiene al sistema alerta y dirige la atención a diversos eventos sensoriales, como un ruido fuerte y repentino, un gran destello o el contacto con el fuego. Por si ello fuera poco, también es en parte responsable por la regulación del sueño.

El daño al tálamo puede conducir a un estado de coma. Un accidente cerebrovascular también puede crearle secuelas permanentes, y en una pequeña cantidad de casos, las personas pueden heredar una condición que desgasta el tálammo con el paso del tiempo, haciendo que se pierda la habilidad de dormir hasta que ocurre la muerte por insomnio fatal.