Saltar al contenido

Frases de Destino

El presente ya es el porvenir y el olvido.

El destino está escrito, pero yo tengo “tipex”.

Ya nada volverá a ser igual entre nosotros, ¿verdad?

No tenemos derecho a conocer el futuro… Pero nada nos impide adelantarnos a él…

La gente cree que el destino es como un río que fluye en una sola dirección. Pero yo le he visto la cara al tiempo y es como un océano en la tormenta.

Uno de estos dias un ladrillo en la pared, evitará mi deseo de que tu estes aquí y yo eternamaente insensible empezaré mi carrera infernal por el dinero.

No existe la casualidad y lo que nos parece un mero accidente, surge de las más profunda fuente del destino.

No hagas nada hoy que comprometa tu mañana.

Si no encuentras tu camino, háztelo.

Si no intentas grandes cosas, no las lograrás.

Síguete a ti mismo, sino te perderás.

Yo no creo en el destino, para mi el destino no existe, yo creo en lo inevitable pero no en eso que llaman destino, no puede ser que todo lo que hago es un burdo juego al azar.

El destino es una creación humana para acomodar sus acciones en lo incierto y no en lo verdadero.

Un viaje en moto no tiene destino, es un destino en sí mismo.

Nunca ande por el camino trazado, porque él sólo conduce adonde ya fueron otros.

EL buen destino son dos cosas la suerte y la preparación.

Si no encuentras tu camino, háztelo.

Si seguimos haciendo lo que estamos haciendo, seguiremos consiguiendo lo que estamos consiguiendo.

No se puede llegar a ser nadie sin pasarlo mal.

Caminante no hay camino, se hace camino al andar.

Al forgar nuestro destino, trazamos nuestro camino.

Todo pasa y nada queda, y lo nuestro es pasar, pasar haciendo caminos, caminos sobre la mar.

El destino mezcla las cartas y nosotros somos los que jugamos.

Siempre me he preguntado miles de cosas que vagaban en mi mente, miedo tengo a la respuesta, aunque más miedo tengo a perderte.

El destino cambia la vida de toda persona, el destino es nuestro patrón…

El destino es el cambiador de tu futuro; el destino es un juego de la ruleta de variaciones a tu manera de vivir…

Tu destino es morir, y lo sabes.

Toda vida en este precioso mundo tiene una razón de ser y estar ese es el destino.

Los dos destinos de una rosa son: morir habiendo sido admirada y morir sin ser admirada.

Si siembras una accion cosechas un hábito, si siembras un hábito cosechas un carácter, si siembras un carácter cosechas un destino.